Por: Óscar Chumpitaz

 

La decisión está tomada. Para reforzar la seguridad, controlar mejor los patrullajes y responder más rápido a los llamados de los empresarios y obreros de construcción civil, el comando de la Policía Nacional está conformando una brigada especial de inteligencia que permitirá desarticular a las bandas criminales que vienen asesinando, extorsionando y cobrando cupos a este gremio.

Esta será una unidad parecida al GEIN que desarticuló a la cúpula de Sendero Luminoso y se le dará todos los recursos logísticos y el número suficiente de efectivos. Este equipo, además, tendrá competencia a nivel nacional.

El comandante general de la PNP, Luis Vera Llerena, confirmó que este equipo especial estará conformado por agentes de la Dirección de Inteligencia (Dirin) y la Dirección General de Inteligencia (Digimin) del Ministerio del Interior.

También por efectivos de la División de Asuntos Sociales (Divassoc) y la División de Investigación de delitos de Alta Complejidad (Diviac). Asimismo, Vera planteó la necesidad de potenciar las capacidades de la Divassoc para realizar acciones preventivas, con ayuda de empresarios y trabajadores de construcción civil.

Vinculados a otros delitos

Según la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP), 21 dirigentes han sido asesinados por parte de sicarios al servicio de mafias o pseudosindicatos que tratan de apoderarse de las obras que realiza el Estado o empresas privadas a nivel nacional.

Luis Villanueva, secretario general de la FTCCP, se pregunta ¿hasta cuando los peruanos tenderemos que soportar la ola delincuencial? Señala que los robos, extorsiones, secuestros, trata y sicariato “van en aumento, mientas las castas políticas y encargados de la legislación se ocupan de su propia agenda”.

Indicó que en las obras de construcción civil que da trabajo a miles de peruanos y reactiva la economía, “los delincuentes buscan hacer de las suyas extorsionando a empresarios y trabajadores, coactando a las empresas a comprar materiales en sus ferreterías y obligando a alquilar sus maquinarias o contratar seguridad que ellos mismos brindan”.

Añade que sicarios al servicio de estas mafias están asesinando a honestos dirigentes sindicales y empresarios. “El último de ellos fue Jaime Huaroc, asesinado el 24 de junio”, recordó con preocupación.

Desactivaron unidad PNP

Jorge Zapata, presidente de Capeco, dijo que desde el 2000 promueven la seguridad con sindicatos formales y que fue un error desactivar la División de Protección de Obras Civiles. “Pasó a ser una oficina de menor jerarquía cuando los pseudosindicatos están relacionados al tráfico de terrenos, drogas y la trata”, indicó.

Tomado de La República, 10/07/2022

https://larepublica.pe/sociedad/2022/07/10/pnp-nuevo-gein-combatira-mafias-que-amenazan-obras-de-construccion-ministerio-del-interior-extorsion-ftccp/

(05/07/2022) En reunión con el ministro de Trabajo, Juan Ramón Lira Loayza, el secretariado ejecutivo de la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP), liderado por nuestro secretario general, Luis Villanueva Carbajal, expresó sus propuestas para atender la problemática del sector construcción.
 
La FTCCP propone el fortalecimiento del sector construcción con reactivación económica para reducir alto el desempleo, eliminar la violencia en construcción civil perpetrada pro mafias del crimen organizado y seudosindicatos, formalizar el sector construcción y así evitar la vulneración de derechos laborales, reducir el peso de la bolsa de cemento para evitar enfermedades musculoesqueléticas en los obreros del sector, fortalecer la negociación colectiva en construcción civil y publicar de los protocolos de seguridad y salud en el trabajo para el sector, entre otras demandas que son parte de su agenda laboral.
 

El 27 y 28 de junio, diversas organizaciones sindicales y sociales se movilizaron en todo el Perú por nueva Constitución, Segunda Reforma Agraria, Código de Trabajo, entre otras promesas electorales, así como el cierre del Congreso de la República, por golpista y obstruccionista.

Construcción civil estuvo presente en todo el Perú, al llamado de la CGTP, en esta doble Jornada Nacional de Lucha, en cumplimiento de los acuerdos de la Asamblea Nacional de los Pueblos realizada en mayo. En Lima, la movilización culminó en el frontis del Congreso.

La animadversión popular contra el Congreso es una respuesta a la actitud servil del bloque opositor con los grandes capitales y contraria a la voluntad popular demostrado con el intento de paquetazo laboral impulsado por la presidenta del Congreso, María del Carmen Alva, en 2021; su interés por eliminar el decreto supremo que limita la tercerización (explotación) laboral; la negativa a una ley contra monopolios y una reforma tributaria, entre otros.

Cuestión aparte son los cambios propuestos a la Carta Magna en la Comisión de Constitución, para darle más poder al Congreso, y, en contraparte, la negativa de un referéndum por una Asamblea Constituyente, donde los cambios se hagan con participación popular.

El Congreso, cuyos miembros sesionan desde la playa y cuelgan videos de bailes en tik tok en horario de trabajo, insiste en la vacancia presidencial. El Gobierno tiene dificultades, pero la destitución de Pedro Castillo sería un retroceso para la democracia, la justicia y los derechos laborales.

Próximos a cumplir un año de este gobierno, las expectativas populares siguen vigentes. Los trabajadores y las organizaciones sociales y políticas debemos mantener la unidad, porque la derecha buscará ampliar las grietas sociales, sobre todo de cara a las elecciones de octubre.

 

 

(20/06/2022) “Los trabajadores de la construcción esperamos que el Congreso de la República agende en el Pleno el debate de los dos proyectos de ley que hemos presentado en beneficio de más de medio millón de obreros y sus familias”, demandó el secretario general de la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP), Luis Villanueva Carbajal.

Señaló que recientemente la Comisión de Trabajo aprobó el proyecto de Ley 1302-2021-CR, que reduce el peso de carga manual, que beneficiará a los obreros que actualmente deben cargar bolsas de cemento de 42.5 y sufrir ciática, lumbalgia, hernia discal, entre otras enfermedades, que los imposibilita para el trabajo. 

“Muchos obreros no pueden continuar laborando a temprana edad, porque la misma industria de la construcción que les ocasiona la enfermedad luego no los contrata porque no aprueban los exámenes médicos correspondientes. Debe parar esa injusticia”, aseguró. 

Desde abril, también la Comisión de Trabajo aprobó el proyecto de ley 487/2021-CR, que restituye el derecho de los obreros en construcción civil a jubilarse con 15 años de aportes a la ONP y 55 años de edad. 

“Nuestro derecho a la jubilación con 15 años de aportes fue concedido en 1982 por el carácter eventual de nuestras labores y la vejez prematura que causa el trabajo en obras, pero fue conculcado en 1992 con la reforma pensionaria que favoreció a las AFP”, recordó Villanueva. 

Por ello, señaló que de los casi 390 mil obreros de construcción afiliados a la ONP tan solo 348 de ellos tienen pensión, es decir, solo el 0.089%. Esa es otra injusticia que debe resolverse cuanto antes, aseguró. 

“Que se agenden y se aprueben esos proyectos de ley beneficiará a medio millón de obreros de construcción inscritos en el Registro Nacional de Trabajadores en Construcción Civil del Ministerio de Trabajo y sus familias”, sentenció.

 

Por: Luis Villanueva Carbajal

Secretario general de la FTCCP

Esta semana perdieron la vida los obreros Félix Justo Melgarejo Vela y Javier Yampierr Correa Olaya, en un derrumbe durante la excavación de una zanja en la obra de mejoramiento de la Refinería Talara, una tragedia que enluta a sus familias y deja la interrogante de si estas muertes pudieron evitarse.
 
Lamentablemente, muy pocas empresas informan sobre los accidentes en sus instalaciones, ya que muchas tienen grado de responsabilidad por el incumplimiento de los protocolos de seguridad y salud, por lo que saludamos el comunicado de Petroperú al respecto, informando lo ocurrido y anunciando inmediata investigación para conocer las causas y fijar responsabilidades.
 
Ante ello, exhortamos a los trabajadores y empresas a no escatimar ni tiempo ni dinero para asegurar la vida y salud de los trabajadores en la obra.
 
Justamente por la gran cantidad de accidentes mortales y discapacitantes en obras, la Federación de Trabajadores en Construcción Civil del Perú (FTCCP) y la CGTP impulsaron y conquistaron hace una década la Ley de Seguridad y Salud en el Trabajo, que exige, por ejemplo, la conformación de Comités de Seguridad y Salud en el Trabajo. Es deber de los obreros y empresarios la conformación de esos comités en sus centros de trabajo y el fortalecimiento de sus acciones para determinar los riesgos y actuar para evitarlos.
 
Seguimos en la lucha. Actualmente, impulsamos la reducción del peso de las bolsas de cemento hasta “25 kilos, ¡no más!”, para evitar enfermedades como la lumbalgia, dorsalgia, síndrome del túnel carpiano, ciática, hernia discal, entre otras, que incapacitan al trabajador y disminuyen su tiempo de vida laboral.
 
Hemos dado un paso importante al conseguir el dictamen favorable de la Comisión de Trabajo del Congreso sobre el proyecto de ley 1302-2021-CR, que propone 25 kilos como máximo para la manipulación de carga manual.
 
Actualmente, la industria de la construcción produce estas enfermedades a los obreros, y luego, una vez enfermos, la misma industria no los contrata porque no pasan los exámenes médicos correspondientes. Este dictamen trata de evitar esa injusticia.
 
Por eso, demandamos al Congreso que agende la discusión en el Pleno y lo apruebe, beneficiando así a cientos de miles de obreros de este importante sector económico y a todos los trabajadores que manipulen cargas manualmente en todo el Perú.

Subcategorías